Compartir
Mauricio Macri designó a Pablo Lanusse como su abogado defensor
Mauricio Macri designó a Pablo Lanusse como su abogado defensor (AMILCAR ORFALI/)

El ex presidente Mauricio Macri se presentó formalmente en la causa que se inició en Dolores en donde fue imputado de espiar a los familiares de las víctimas del Ara San Juan. Fue su abogado, Pablo Lanusse, el que entregó un escrito en donde Macri lo designaba como su defensor. Y en ese contexto la defensa apeló la prohibición de salida del país, revelaron a Infobae fuentes judiciales.

Sobre el límite del plazo para designar abogado defensor, luego de la notificación que recibió el jueves pasado, el ex presidente designó ante el juez subrogante de Dolores Martín Bava a su abogado defensor, de cara a la estrategia que pondrá en juego en la causa. Bava lo citó a indagatoria para el próximo 20 de noviembre, acusado del espionaje sobre familiares de las víctimas del Ara San Juan, en donde perdieron la vida 44 personas. Fue luego de la fallida convocatoria del jueves pasado. Macri está afuera del país y su entorno anunció que regresará el 19 de noviembre.

Por lo pronto, lo primero que hizo Macri en la causa fue apelar la prohibición de salida del país, una resolución que se dispuso al mismo momento en que se lo llamó a indagatoria. Sin embargo, tal como indicó Infobae el lunes pasado, la estrategia del ex presidente estará enfocada en cuestionar al juez Bava por sospechar de su parcialidad y en refutar la competencia de Dolores para investigar este tipo de hechos.

A criterio del ex presidente y de los ex jefes de la AFI la investigación debe llevarse en Comodoro Py y plantean un fallo del juez Martín Irurzun, presidente de la Cámara Federal porteña de diciembre pasado, que indicaba reclamar el expediente que investiga el presunto espionaje que se hizo desde las sedes de AMBA, una causa conexa a la de la vigilancia a los familiares del Ara San Juan.

Familiares de las víctimas en el segundo aniversario por el hundimiento del submarino ARA San Juan, en la Base Naval de Mar del Plata (EFE)
Familiares de las víctimas en el segundo aniversario por el hundimiento del submarino ARA San Juan, en la Base Naval de Mar del Plata (EFE) (EFEI0023/)

Aunque se impulsaron varias denuncias en su contra, el juez de Dolores Bava -que subroga el juzgado que comandó Alejo Ramos Padilla- firmó la primera citación a indagatoria para Macri, en su rol de ex jefe de Estado, en la causa que investiga si desde el gobierno de Mauricio Macri se buscó controlar los movimientos de los familiares de las víctimas desde la Agencia Federal de Inteligencia entre fines de 2017 y diciembre de 2018. La denuncia había sido motorizada por la interventora de la Agencia Federal de Inteligencia, Cristina Caamaño, que los espías habían sido puestos al servicio de anticipar cuáles serían los reclamos que iban a presentar ante el entonces presidente Mauricio Macri.

En la misma resolución en la que fue llamado a indagatoria Macri, fueron procesados los ex directivos de la AFI Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, junto a un grupo de autoridades y espías de la central. “Los cargos más altos de la Agencia Federal de Inteligencia –en el período investigado- fueron quienes llevaron adelante la planificación, la organización y la distribución de la información ilegalmente producida por la Delegación de Mar del Plata; la cual llegó a lo más alto del Poder Ejecutivo Nacional”, afirmó la resolución.

A Macri se le imputan seis hechos, en donde se reportan fotos, búsquedas en redes sociales, seguimientos, infiltraciones en marchas y testimonios. A criterio de Bava, esas diligencias no guardaban relación con la seguridad del presidente sino que se trataban de tareas de “inteligencia ilegal” que buscaban controlar las protesta e influir en la opinión pública frente a los planteos que hacían los familiares de los tripulantes del Ara San Juan buscando respuestas y ayuda para encontrar a sus seres queridos.

SEGUIR LEYENDO

La Justicia citó a Mauricio Macri a indagatoria y le prohibió la salida del país

Los seis hechos de supuesto espionaje ilegal por los que deberá responder Mauricio Macri