Luego de la lluvia de este martes por la tarde, el director de Defensa Civil, Ingeniero Fernando Torres, informó que se levantó el “alerta amarilla” y el pronóstico provisto por el Servicio Meteorológico Nacional no prevé fuertes tormentas para los próximos tres días.
“Las lluvias que se dieron en distintos puntos de la provincia no fueron importantes. Las máximas se registraron en los departamentos de Famaillá con 47 milímetros, Simoca con 42 y zonas de la Capital con 38”, indicó Torres.
En cuanto a los vientos en la zona sur y este de Tucumán, se registraron ráfagas importantes alcanzando una velocidad de 80 kilómetros por hora. A causa de esto se consignaron casos de viviendas que sufrieron daños en sus techos, ubicadas en la localidad de El Chañar. Si bien las pérdidas no fueron significativas, las autoridades del lugar ya se encuentran trabajando para resarcir a los damnificados.
Asimismo, por efecto de los vientos intensos se recepcionaron gran cantidad de denuncias al 103 debido a la caída del Servicio Eléctrico de EDET, por lo que se le dio intervención al organismo.
“En otros puntos de la provincia como ser barrios de Capital y Alderetes, se denunciaron casos puntuales de anegamientos por ser zonas bajas sin infraestructura de desagües, pero sin grandes pérdidas”, concluyó el director.

Artículo anteriorCayó el “Mellizo”: un conocido delincuente de Tafí Viejo fue atrapado rompiendo una ventana
Artículo siguienteAvanzan en la formación de Lideresas Barriales en el Barrio ATE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí